Desarraigándonos para alcanzar naciones

A través del coronavirus, Dios está desarraigando a los cristianos de todo el  mundo que están cómodos y establecidos, con el propósito de liberarlos para hacer algo nuevo y radical, y para enviarlos con el Evangelio de Cristo a las gentes no alcanzadas. Tal vez parezca extraño relacionar el coronavirus con las misiones, ya que…