No hay distancia

el

Por Virginia Larrazábal

 

En mi vida he experimentado la amargura de la distancia, el peso de los klómetros, el desespero de la separación. Entre tú y yo ya no hay espacio vacío, no existe más el sesgo…tú, tú nunca te irás de mi lado.

Penetrando más allá del velo, voy corriendo hacia ti. Yo en ti y tú en mí…este es el pacto.

Llorar, ya no más. El deseado de mi alma ha salido a mi encuentro, Él lo preparó todo, no se olvidó de mí…ha leído mi corazón como cartas que atesoró y no las desechó en una caja de cartón. A Él le gustan mis versos y verlo enamorarme es mi mayor placer.

Mi pasión es tu voz, no puedo resistir tu mirada sobre mí. ¿Dónde plasmaría mis letras, adónde iría mi canto si no te hubieses acordado? Porque no hay para mí ningún bien fuera de ti.

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s